Detectives privados para combatir los alojamientos turísticos clandestinos

Hace justo tres meses que se publicó en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) el nuevo decreto para legalizar las viviendas turísticas y evitar así la proliferación de contratos clandestinos. Ayer, el sector turístico dio un paso más y anunció la posibilidad de contratar detectives privados para luchar contra la oferta no reglada, tras la reunión que tuvo ayer la junta directiva de la Asociación Provincial de Hoteles.

El sector calcula que el número de camas no regladas que puede existir en nuestra provincia, y que “operan en la absoluta clandestinidad” puede alcanzar las 20.000, distribuidas tanto de interior como de costa.

Ante la situación de indefensión y tras mantener varios contactos con los servicios de inspección de la Delegación en Huelva de la Consejería de Turismo, los empresarios entienden que es necesario presentar denuncias a dicha inspección “de todos y cada uno de los casos que se detecten a través de las comunicaciones de sus asociados” (algo que ya se viene realizando), así como de un servicio propio de detección cuya puesta en marcha se está terminando de perfilar, según explicaron en un comunicado.

La situación se viene denunciando desde hace años y la realidad evidenciaba ya hace tres que ocho de cada diez pernoctaciones registradas en la provincia no están regladas. Concretamente, el 83,18%, según los datos que se publicaron en el Anuario Económico de la Caixa. El sector hotelero comienza a luchar su propia batalla porque sabe que la mayoría de las viviendas anunciadas (muchas de ellas, en páginas webs) no cumplen la normativa exigida para establecimientos de alojamiento y, por tanto, sus propietarios no declaran impuestos, ni cumplen con las exigencias de calidad ni de servicios a las que sí están sometidos los hoteles, campings, casas rurales o apartamentos reglados.

Otro de los asuntos abordados en la reunión de los hosteleros hace referencia a la problemática del sector respecto de la utilización de camas supletorias cuando están ocupadas por menores: La idea es que la Directora General de Calidad, Innovación y Fomento del Turismo Consejería impulse un cambio en los decretos que regulan los hoteles, apartamentos turísticos y turismo en el medio rural y turismo activo, “para adaptar las normas a la realidad del sector”.

También analizaron la situación de las playas tras los temporales padecidos recientemente, destacando la necesidad urgente de acometer medidas que reparen el daño producido. De momento, la Subdelegación ya se ha comprometido a mantendrá una reunión para analizar la situación y adoptar las medidas necesarias para garantizar el arreglo de las playas de cara a la temporada estival.